Uma volvió a casa: la nena que se había ahogado en un balde con agua recibió el alta

La nena de un año y medio estuvo muy grave luego de haber quedado sumergida en un balde de agua de 20 litros. Un vecino que la trasladó de urgencia y los médicos hicieron posible el milagro y este jueves, Uma recibió el alta y volvió a su casa.

La pequeña pasó sus últimos dos meses de vida en el Hospital de Niños Dr. Orlando Alassia, uno en Terapia Intensiva y otro en observación, luego del accidente doméstico que ocurrió el 4 de mayo en su vivienda de Santa Tomé.

El miércoles los médicos le anunciaron a los padres de Uma que la niña ya se podía ir del hospital el día siguiente. El jueves por la noche, ya durmió en la cama de su papá y su mamá en su casa.

«Le debo la vida mía y de mi hija a varias personas: a los médicos, enfermeras y al vecinos que no dudó en llevarnos al Samco», dijo la mamá de Uma en diálogo con Aire de Santa Fe. Además, contó que la bebé está bien y no tiene ninguna secuela. «Volvió a ser ella, como siempre. Antes no caminaba, sólo gateaba y hoy lo volvió a hacer», dijo.

El hecho:

Los padres hallaron a la nena cerca de las 19 horas dentro del balde y sin reaccionar. Ocurrió en una vivienda de calle Estados Unidos de México 1900 de la ciudad de Santo Tomé.

“Estaba en casa y sentí gritos, lo relacioné con los festejos -del aniversario del Club Atlético Colón- y cuando salgo veo a una mujer pidiendo ayuda a gritos y que no eran de festejo. Llamaron a la ambulancia, pero tengo el auto a mano y le digo vamos. La cargué y salimos como locos con los padres», contó el vecino que los llevó hasta el primer efector.

Allí la menor llegó inconsciente y fue reanimada por enfermeros y médicos. Una ambulancia del Servicio de Emergencia 107 llegó al lugar con la doctora Paula Pizzi a bordo para trasladar a la beba al hospital de Niños «Doctor Orlando Alassia». «Logramos llegar en menos de tres minutos hasta el hospital de Niños, teniendo en cuenta que no hay tráfico y que nos acompañó la policía abriendo paso», relató Pizzi en una entrevista con Luis Mino.

En el camino la beba fue asistida con oxígeno y si bien se encontraba estable, al finalizar el traslado tuvo complicaciones. «Entró con un estado convulsivo tras el ahogamiento», indicó el doctor Osvaldo González Carrillo, director del hospital. Finalmente, la historia dramática tuvo un final más que feliz para la beba y su familia.

Foto: Aire de Santa Fe

Comentarios en Facebook